lunes, marzo 20, 2017

Pululan los asaltos en calles de Tequicorral



Al menos tres asaltos a mano armada se han registrado en los últimos días en las inmediaciones del barrio de Tequicorral, en los que dos individuos jóvenes despojan de sus pertenencias a transeúntes,  y la negligencia con que actúan las fuerzas del orden, ya es también algo cotidiano.
De acuerdo con vecinos de la zona, el pasado viernes, una mujer fue interceptada por estos dos individuos cerca de la bodega de la Secretaría de Salud, le mostraron un arma de fuego y la despojaron de sus pertenencias incluido su monedero, teléfono celular y otras pertenencias, “la mujer nos comentó que venía a comprar tacos de cecina, pero como le quitaron el dinero ya ni comió”.
La mujer quedó sumida en una crisis nerviosa mientras los delincuentes huyeron caminando entre las calles del barrio, se pidió apoyo al número de emergencia 911, sin embargo quien atendió el llamado se dedicó a interrogar a quien hizo la llamada, “como estás vestida, con cuántas personas te encuentras, y otros detalles, pero de los delincuentes no preguntaron nada, lo que me hizo suponer que vendrían sobre mí y no buscarían a los asaltantes”.
Un hombre que se acercó a ver qué pasaba con la mujer, indicó que tenía el número de la policía preventiva y les llamó, pero tardaron más de media hora en llegar, y para cuando lo hicieron la mujer ya se había restablecido y por sus propios medios se retiró.
Otro asalto ocurrió a principios de la semana pasada y esa vez la víctima fue un joven al que igual le despojaron de dinero y sus pertenencias, él definitivamente apenas se presentó el incidente sin decir ni hacer nada siguió su camino.
Dos semanas antes en la misma zona, aprovechando el semáforo en el encauzamiento del río Huacapa, a un joven lo bajaron de una motoneta y le quitaron el vehículo, igual fueron dos jóvenes que se encontraban armados con pistola, lo que hace suponer que se trata de personas que viven cerca del lugar o por aquí tiene una casa de seguridad.
Estos tres asaltos son de los que los vecinos se han percatado, sin embargo el número podría ser mayor pues la falta de vigilancia policiaca hace que estas personas se muevan con total impunidad, además de que la zona permite a los delincuentes huir en cualquier dirección, ya que fácilmente pueden llegar a la colonia del PRI, al bulevar Vicente Guerrero, huir por el propio encauzamiento, etcétera.
Nosotros como vecinos tenemos miedo, sabemos que fácilmente podemos ser víctimas de estos sujetos, pero no sabemos qué hacer,  pues  la policía sirve para lo mismo que la  Carabina de Ambrosio”…para nada. (Por Abel Miranda Ayala)

No hay comentarios.: