sábado, diciembre 12, 2015

Ni delincuencia ni gobierno respondieron al llamado de la Iglesia para dialogar: Obispo

El obispo de la diócesis Chilpancingo-Chilapa, monseñor Salvador Rangel Mendoza, insistió en que el gobierno y grupos de la delincuencia organizada tienen que tener un diálogo para que cese la violencia y principalmente para que no se afecte a personas inocentes que nada tiene que ver con los
conflictos, además llamó a la sociedad en general a participar en la construcción de una sociedad más justa. Rangel Mendoza, fue entrevistado en la capilla de La Villita a donde acudió para otorgar a decenas de feligreses el sacramento de la confirmación y primera comunión, en el marco de la celebración del día de la Virgen de Guadalupe, al finalizar la celebración, confirmó que hasta este momento ni el gobierno ni los grupos delincuenciales han respondido a la convocatoria de diálogo que públicamente hizo y para lo que él se ofreció como mediador. “Sabemos cuáles son los orígenes de esta violencia, por eso nosotros como Iglesia estamos sugiriendo que haya diálogo, sobre todo para que no perjudiquen a terceras personas, gente que no tiene nada que ver”, indicó respecto a la incidencia de violencia que se ha incrementado en los últimos días. Señaló que el diálogo no tiene que ser sólo con grupos de delincuentes sino con toda la sociedad, para que se generen políticas públicas que inculquen valores, “nosotros como Iglesia sabemos bien que entre más valores haya en la familia, en la sociedad, menos violencia vamos a tener, y sobre todo yo invito a las gentes que debemos como sociedad responder a esto”. Dijo que como sociedad debemos deshacernos de este miedo que a veces es justificado en otras ocasiones es infundado, “pero mientras no respondamos como sociedad este temor, este miedo se va ir apoderando de nosotros” Destacó que el llamado a diálogo es una postura que han manifestado los cuatro obispos del Estado de Guerrero, pero lamentablemente no se ha tenido eco de ninguna parte, “los obispos de Guerrero estamos bien convencidos que tiene que haber un diálogo, una reflexión, con este diálogo tenemos que ofrecer el perdón, lo que he dicho muchas veces, porque no podemos seguir diciendo no olvidamos y no perdonamos”. Estableció que este año que el Papa Francisco ha establecido como el año de la misericordia tenemos que ser más conscientes de esto, aceptar que nadie es perfecto “Si no nos atrevemos a perdonar las cosas no van a caminar nunca”. OPINIÓN EN TORNO AL NUEVO FISCAL Al obispo se le cuestionó su opinión sobre la designación del nuevo fiscal que se le recordó tuvo un litigio muy llamativo con su compañero de hábitos, el arzobispo de Ecatepec Onésimo Cepeda, “Mire, uno cuando está a la cabeza, como en mi caso como obispo y ellos en los tribunales o en la Fiscalía, tenemos que buscar el bien de la gente, no bienes personales intereses personales, que tenemos que buscar lo que se llama el bien común, y creo que el nuevo fiscal tendrá la inteligencia y la sabiduría necesaria, para dejar a un lado intereses partidistas e intereses personales, y trabajar en bien de las personas”. Finalmente llamó al pueblo de Chilpancingo y de todo México para que este día que se conmemora la aparición de la Virgen de Guadalupe al indio Juan Diego, se haga una reflexión para recordar que todos somos parte de un pueblo igualitario “somos mexicanos y todos tenemos que llegar a vernos como mexicanos, tenemos que trabajar por la fraternidad, por la unidad, claro que también tenemos que trabajar para que tengamos una patria más justa, y una sociedad más justa, pero sobre todo vernos como mexicanos, vernos como cristianos, y sobre todo en este México convulsionado hacer obras de paz, chicas o grandes, pero todos tenemos que contribuir a la sociedad para que podamos vivir bien y en paz”. (Por Abel Miranda Ayala)

No hay comentarios.: