miércoles, diciembre 23, 2015

Más de dos mil policías serán dados de baja por no aprobar la evaluación

El titular de la Secretaría de Seguridad Pública en el Estado, Pedro Almazán Moreno, reveló que por haber reprobado el proceso de certificación, al menos 400 policías tiene que ser dados de baja, sin embargo no han podido hacerlo por falta de recursos, “no tenemos el estimado de cuánto se requiere
porque eso lo hace otra dependencia”.
El funcionario señaló que además de los 400 policías estatales, los resultados de las evaluaciones obligan al despido de mil 600 policías municipales de tal forma que se necesitan recursos para liquidar a más de dos mil uniformados.
Almazán Moreno refirió que la obligación de dar de baja a estos elementos además del problema económico incrementa en la Secretaría de Seguridad Pública el déficit de elementos que se ha tenido por la desatención histórica que se tiene en la Policía Estatal “desde mi llegada tenemos policías insuficientes, la Policía Estatal tiene muy pocos efectivos,”.
Destacó que en esta dependencia se está diseñando una estrategia para la contratación de nuevos elementos que tendrán que ser reclutados, certificados y capacitados para que se sumen al trabajo de brindar seguridad al pueblo de Guerrero, “porque hasta ahora la Policía Estatal ha sido abandonada y no creció como han crecido los problemas”.
Se le cuestionó también sobre el tema de la violencia creciente que se tiene en Zitlala, donde fue ejecutado el Director de Transito y otras cuatro personas, ahí dijo que se ha desplegado la fuerza operativa necesaria y se coordinan esfuerzos con corporaciones federales.
Destacó que los elementos de la Fuerza estatal se emplazaron en el municipio de Zitlala desde que se tuvo la primera información de hechos de violencia y se mantendrán en ese lugar mientras sea necesario, para el bienestar y salvaguarda de la población. (Por Abel Miranda Ayala)

No hay comentarios.: